fedesanse

Muy buenas, soy nuevo en el blog, pero después de unas lecciones particulares de Santidisturbios, vamos a poner alguna fotillo.

El pasado día 15 de Abril fuimos Joseba, Juanrra, Sandra y yo a los Alpes con intención de hacer la alta ruta de Chamonix a Zermatt con esquís. El tiempo no estaba para muchos trotes, así que aprovechamos para hacer unos girillos en algunas de las estaciones de la zona. 

Primero fuimos a Risoul, en las cercanías de Briançon, justo al sur del macizo de los Ecrins. Resultó un acierto de estación: muy poquita gente, mucho bosque y bien de pendiente.

Al día siguiente nos acercamos a mítica La Grave. Para much@s no necesita presentación alguna, puesto que se trata de una de las mecas del esquí-alpinismo y free-ride. Para los que no os suene, La Grave es una "estación diferente". No es la típica estación con remontes, pistas, balizas, cañones, bla, bla, bla...sino que consta de un teleférico (con varias paradas intermedias), un teleski y una o dos pistas pisadas. El resto es MONTE y GLACIAR. Las bajadas se miden por su grado de inclinación, exposición y necesidad de técnicas alpinas como el rápel. En fin, un paraíso, pero al que hay que tener respeto. También se puede acceder por medio de los remontes mecánicos de 2 Alpes, la estación de esquí que se encuentra en la vertiente de al lado.

     El tiempo no parecía dar mucha tregua, así que nos fuimos a Chamonix a esquiar un poco más y a estar atentos al cielo y aprovechar la próxima ventana de buen tiempo.

Le Tour, La Flègere, Vallé Blanche, etc. Y todo con unos 80cms de nieve fresca a partir de 3000 metros. A gusto!

 

Al fin, la espera dió sus frutos y el tiempo nos dejó unos días suficientes como para poder empezar la ruta, aunque la primera etapa nos la ibamos a tener que saltar, ya que había muchísima nieve y riesgo 4 de aludes.

    Escogimos la ruta original que pasa Valsorey, con la intención de aprovechar los increíbles refugios libres, propiedad del CAS (club alpino suizo). Sabíamos, que según las actuales condiciones y la meteo, cabía la posibilidad de que nos tuviésemos que dar la vuelta, ya que el paso del Plateau du Couloir del Gran Combin es un a rampa con mucha pendiente y muy propicia para las avalanchas.

Al final, sin mayores complicaciones que el viento huracanado que nos acompaño durante la travesía, conseguimos llegar hasta Zermatt, casi sin descalzarnos los esquís.

en fin, una actividad preciosa, en un marco incomparable y con una compañía inmejorable.

Un saludete y a disfrutar con las fotos.

Aió!!

www.fedesanse.com

www.fedesanse.blogspot.com

Valoración: 
Sin votos aún
fedesanse guiasdetena
fedsanse guiasdetena
 www.guiasdetena.com
www.fedesanse.com www.guiasdetena.com
www.guiasdetena.com

Comentarios